El año pasado el canal de paga norteamericano Showtime nos sorprendió con una serie que nos sumergía en la mente de un asesino serial, dándonos a conocer el modo en que estos individuos pueden llegar a sentir (o dejar de sentir) y una idea de como es su visión del mundo, todo esto a través de los ojos de su protagonista, un asesino serial… de asesinos seriales, un hombre llamado: Dexter.

Dexter Banner

Basada en el libro Darkly Dreaming Dexter de Jeff Lindsay, esta serie nos presenta a Dexter Morgan (Michael C. Hall) quien es actualmente el mejor especialista en patrones de manchas de sangre del departamento de policía de Miami, si le presentas una mancha, él probablemente te dará una historia que explique de manera razonable como esa mancha en particular llegó ahí, sin embargo, Dexter es mucho más.

Para Dexter, su “verdadero yo” nació aquel día que tiene bloqueado de su memoria, pero cuyos ecos siguen sonando en sus actos, el día en que, siendo un pequeño, atestiguó el salvaje asesinato y desmembramiento de su madre, para posteriormente ser abandonado 4 días en la excesivamente sangrienta escena del crimen, hasta ser encontrado por la policía, siendo Harry Morgan (James Remar) el primer oficial en llegar y que, conmovido e impactado por los terribles eventos que un niño tan pequeño tuvo que pasar, adoptó a Dexter, esperando poder proveerle la familia que tanto necesitaba.

Por desgracia, al pasar de los años, Harry se dio cuenta de aquello en que su hijo adoptivo se convertiría y guiado por sus propias frustraciones para con el sistema de justicia, Harry moldeó a Dexter, para que en lugar de convertirse en un asesino sin propósito a la caza de inocentes, fuera mejor un cazador de los presuntos depredadores que el sistema dejaba libres e impunes.

Dotado con todo un set de reglas que iban desde aquellas enfocadas a poder fingir ser una persona normal, hasta las enfocadas en no asesinar sin antes estar seguro de la culpabilidad del individuo y como poder borrar todo rastro y pista de sus actividades, Dexter poco a poco se ha convertido en algo totalmente nuevo, un asesino mentalmente inestable, pero con un código que respetar y gente que proteger.

La trama se agudiza cuando aparece en escena un nuevo asesino serial, posteriormente apodado el “asesino del camión refrigerante,” por su uso de uno de estos para conservar a sus víctimas mientras las desmembraba. Pronto este asesino empezaría a dejarle señales a Dexter, de que sabe quien es, que es lo que hace y de que quiere que “jueguen juntos,” Dexter ve al asesino del camión refrigerante con cierta reverencia, pues considera su obra casi artística, además de que se sabe observado, mientras el asesino incursiona, indaga y averigua sobre la vida de Dexter, empieza a conocerlo mejor que él mismo, dejándonos solo con dudas sobre la que finalmente podría ser su identidad.

Dexter continuará con sus actividades mientras intenta seguirle el paso al asesino del camión refrigerante y entender como es que sabe tanto sobre él e intenta esconderse y engañar con la máscara que Harry le enseñó afabricar a su hermana adoptiva Debrah (Jennifer C. Carpenter,) a su “Amigo” del departamento, el detective Ángel Batista (David Zayas,) a la teniente del departamento María Laguerta (Lauren Vélez,) a su novia Rita Bennet (Julie Benz) y a la única persona que lo ve (y lo trata) como lo que realmente es, al Sargento James Doakes (Erik King.)

A comparación del libro, a la serie le falta mucha chispa y sobre todo la gran intensidad, impacto y oscuridad que caracterizó al final de la novela, pero que esto no los engañe, el final de temporada de la serie es por si mismo lo suficientemente intenso, impactante y oscuro como para no perdérselo.

En resúmen, la experiencia es más intensa leyendo el libro, pues el efecto de estar dentro de la mente de un asesino serial se ve potenciado con la constante narración del personaje, además de que mucho de lo que fue cambiado, no representó realmente una mejoría, aunque tampoco haga que no valga la pena ver el Show, pero si no les gusta leer o si les atraen las series arriesgadas y audaces, “Dexter,” sin duda, es lo que ustedes buscan.

La segunda temporada de la serie comienza en Septiembre 30 de 2007 en estados unidos por el canal de paga Showtime y los realizadores han comentado ya que esta nueva temporada no estará basada en el segundo libro del personaje (Dearly Devoted Dexter) sino que seguirá un arco argumental original que nos presentará a Dexter a través de una búsqueda de significado personal. Mientras que el tercer libro de Jeff Lindsay sobre el personaje (Dexter in the dark) está programado para lanzarse el 19 de este mismo mes de Julio de 2007, la primera temporada de la serie está ya disponible en DVD en estados unidos.

*16/02/2008 Actualización: Aunque esta serie puede ser vista en latinoamérica por los canales Premium “Movie City,” Canal Fox a anunciado que empezará a transmitir su primera temporada a partir de Marzo de 2008, estén pendientes.

Jesús Álvarez R. (Aka Zarex)

*Artículo originalmente realizado para VNNOnline.net